Los expertos predicen un crecimiento del sector inmobiliario para 2017

La recuperación del sector ya se ha notado este año

La venta de viviendas sigue aumentando

El mercado inmobiliario español sigue su recuperación con tendencia al alza y se confirma de este modo como uno de los sectores más atractivos para la inversión. Según un estudio realizado por Bankinter, la demanda residencial continuará creciendo progresivamente hasta niveles de 450.000 viviendas en 2017, un 7% más que durante este año. Es la primera vez en los últimos cinco años que la compraventa de pisos supera las 400.000 unidades en 12 meses.

Ya hace dos años que la petición de inmuebles crece y se produce en todas las comunidades autónomas, excepto Navarra. No obstante, sólo se está produciendo este repunte en las ventas de vivienda usada, que han incrementado un 14,3%, al contrario que la venta de vivienda nueva que cae en el mismo porcentaje, alcanzando niveles inferiores a 50.000 pisos. Seguramente, esta disminución se deba a la falta de nueva oferta, aunque parece ser que se prevé que en 2017 se alcancen 10.000 o 20.000 unidades más.

Es verdad que cabe destacar una modesta subida de los precios (4,5%), el sector inmobiliario tiene el viento a favor para seguir creciendo a partir de ahora. Los factores que permitirán consolidar este incremento son: mejoras en el ciclo económico nacional que aumentan la contratación y el empleo, reducidos costes de financiación con tipos de interés cercanos al 0% y mayor atractivo de la vivienda como inversión que permitirá obtener rentabilidades en un futuro a medio plazo. En España, el porcentaje de proporción de casas que se encuentran en régimen de propiedad y uso es el más elevado de entre los países cercanos y ligeramente superior al de la Eurozona.

La combinación de una mayor demanda y una oferta muy limitada en las grandes ciudades permitirá un repunte de los precios medios de vivienda en 2017 cercano a +3% anual, que podría alcanzar +5% en localizaciones premium. Esta mejora de perspectivas se extenderá a la promoción de vivienda nueva, que experimentará un nuevo despertar en 2016 a tenor del repunte  de los visados de obra en 2015, siempre que el contexto político no derive en un deterioro de la confianza.

Sin embargo, los precios de la vivienda siguen teniendo catalizadores positivos, entre los que destacamos:

  •  Normalización de los ratios de esfuerzo financiero. El número de años de renta disponible que una familia dedica al pago de una vivienda en España continúa siendo superior al de otros países. 
  • Reducción del stock y ausencia de oferta. La parálisis de la actividad promotora en los últimos 2 años ha permitido que el stock de vivienda comience a reducirse y a lo largo de 2016 se haya situado en niveles inferiores a 500 mil casas. 
  • Primeros aumentos en el precio del suelo. Los precios del suelo urbano en España repuntaron +9,7% en tasa interanual en el tercer trimestre de 2015 y acumulan 4 trimestres consecutivos de subida, después de un ajuste de -50,4% desde los máximos alcanzados en el cuarto trimestre de 2007. Este cambio de tendencia podría comenzar a repercutirse en los precios finales de las viviendas.
  • Repuntes en las grandes ciudades y áreas turísticas premium por la demanda extranjera. Los precios medios de la vivienda en Madrid y Barcelona acumulan 4 trimestres consecutivos de subida,(+4,0% y +4,9% a/a respectivamente).

En consecuencia, se mantiene el escenario de aumento de los precios en 2016. Este incremento de los precios continuará siendo desigual en las diferentes localizaciones, pero el precio medio repuntará de forma gradual con incrementos en el rango +3% / +5% durante 2016 y 2017 en ubicaciones selectivas. En consecuencia, este aumento de precios no implicará que se recuperen los máximos pre-crisis, sino niveles similares a los de 2004.

Ya muchos ayuntamientos están sancionando a los bancos propietarios de pisos vacíos para fomentar la función y uso sociales de la vivienda. Posiblemente, ante esta situación las entidades bancarias impulsen el traspaso de sus propiedades y con ello, el aumento de las ventas. Como reflejo de la mejora del sector inmobiliario, cada vez se promueven más los canales de venta para la adquisición de domicilio, como por ejemplo los pisos de bancos de Hola Pisos u otras plataformas online de reciente aparición, que brindan colaboración en la búsqueda de vivienda, asesoramiento en el diseño de la financiación y todo tipo de comodidades, que hasta ahora sólo ofrecían las inmobiliarias tradicionales.

Contratar los servicios de este tipo de empresas puede ser muy beneficioso para rentabilizar la venta y renta de un inmueble. Un asesor de este tipo cuenta con la experiencia necesaria que garantiza una negociación efectiva de la propiedad. Además, ahorra tiempo al contratante al encargarse  de todas tareas que conlleva la compraventa de pisos.

Además, los profesionales del sector ayudan a establecer las mejores estrategias para conseguir el precio exacto que vale la casa que compramos o vendemos. Las transacciones referidas a este mercado requieren de la experiencia adecuada y los conocimientos legales y de mercado; por tanto, un asesor será muy útil para liberarnos de tensiones y evitarnos dolores de cabeza, prestando ayuda permanente en los diferentes procesos y fases de la comercialización, garantizando el interés en ambas partes.

 

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*


LinkedIn Auto Publish Powered By : XYZScripts.com