Andalucía registra un descenso del 3% de personas fumadoras en los últimos cuatro años

Acto de adhesión al CACOF

Andalucía ha registrado un descenso del 3% en el número de personas que consume tabaco a diario en los últimos cuatro años, tal como se desprende de la última Encuesta Andaluza de Salud. Concretamente, entre 2011 y 2016, se produce un descenso de fumadores diarios de un 5,4% en varones, y también se da un descenso en las mujeres de 0,6% (de 25,2% a 24,6%). Esta encuesta se ha realizado a 6.569 personas y da cuenta de este descenso en una epidemia que sigue siendo la principal causa de morbilidad y de mortalidad prematura evitable en todo el mundo, provocando anualmente más de 52.000 muertes en España y alrededor de 10.000 en Andalucía. 

Coincidiendo con la celebración del Día Mundial sin Tabaco, el Consejo Andaluz de Colegios Oficiales de Farmacéuticos (CACOF) se ha adherido a la Red Andaluza de Servicios Sanitarios y Espacios Libres de Humo (RASSELH). Para ello, en un acto celebrado esta mañana en Sevilla, el consejero de Salud, Aquilino Alonso, y el presidente del CACOF, Antonio Mingorance, han rubricado un documento de adhesión de la entidad colegial a esta red de lucha contra el tabaquismo.

La Red Andaluza de Servicios Sanitarios y Espacios Libres de Humo es una estrategia de la Consejería de Salud y del Servicio Andaluz de Salud que nació en 2010, en el marco del Plan Integral de Tabaquismo de Andalucía, con el objetivo de desarrollar medidas activas comunes de los servicios sanitarios en el control y prevención de este hábito, y reforzar el trabajo que realizaban los centros sanitarios, a través del intercambio entre ellos sobre estrategias de prevención y deshabituación tabáquica. Desde 2015, la red andaluza está integrada a su vez en la red de ámbito mundial -Global Network for Tobacco Free Health Care Services (ENSH), de cuya junta directiva forma parte en la actualidad, y que en octubre celebrará en Sevilla su II Forum.

Con esta firma, el CACOF se suma a los 441 centros que conforman actualmente la RASSELH, a la que están adheridos un total de 41 Hospitales y 385 unidades de Atención primaria, así como 24 organizaciones de distintos ámbitos. De ellos, 51 están acreditados en el nivel bronce y 13 en el nivel plata.

Aquilino Alonso ha tenido palabras de agradecimiento para las juntas directivas de los colegios provinciales, así como para el conjunto de profesionales que desarrollan su labor en las farmacias andaluzas, poniendo en valor que “con esta firma, la corporación farmacéutica andaluza vuelve a demostrar su compromiso con la salud de la población y con las estrategias que está desarrollando Andalucía”. Asimismo, ha destacado que la adhesión de la farmacia andaluza “tiene un gran valor añadido para la Red porque multiplica su alcance en el territorio, gracias a profesionales de elevada cualificación que prestan servicios de atención farmacéutica”. En este sentido, ha recordado que “Andalucía cuenta con 3.800 oficinas de farmacia, distribuidas para facilitar la accesibilidad a toda la población y, por tanto, sus acciones contribuyen a fortalecer los principios de universalidad y equidad de la sanidad pública”.

Por su parte, el presidente del CACOF ha expresado la satisfacción que supone a la farmacia andaluza poder contribuir a los objetivos de salud pública de esta iniciativa. “Con este convenio abrimos la puerta a que los más de 9.000 profesionales que conforman la farmacia comunitaria de nuestra comunidad autónoma se sumen a esta red que promueve el cese tabáquico en los fumadores. Y teniendo en cuenta que un reciente estudio ponía de manifiesto que alrededor del 40% de los pacientes que acceden a un servicio de deshabituación tabáquica en una farmacia consiguen dejar de fumar, creo que podemos aportar mucho y bueno en materia de promoción de la salud”, ha concretado Antonio Mingorance.

Adhesión del CACOF a la RASSELH 

Con su adhesión, el CACOF se compromete durante los próximos años a promover los principios de la Global Network for Tobacco Free Healthcare Services (ENSH) y de la Red Andaluza de Servicios Sanitarios y Espacios Libres de Humo (RASSELH); así como a trabajar en la implementación de su Código y Estándares, y a compartir información y experiencias dentro de su región o país y con el resto de los miembros de la Red.

Concretamente, el CACOF, se compromete a cumplir ocho estándares, entre los que se cuentan aspectos como la asunción de políticas de ambientes libres de humo; la implementación de servicios de apoyo para dejar de fumaren línea con las mejores prácticas internacionales y los estándar nacionales; la formación y entrenamiento de su personal a través de un plan específico; la identificación de las personas fumadoras, a las cuales se les ha de facilitar los cuidados necesarios; la promoción de la salud en los lugares de trabajo, así como la promoción y el control del tabaquismo de acuerdo con las estrategias de salud pública; y la supervisión y evaluación de los estándares de la ENSH-Global periódicamente, al menos una vez al año.

El documento de adhesión también explicita cuáles son los compromisos de la RASSELH con sus miembros, a los que debe ofrecer apoyo para el desarrollo de sus objetivos, información basada en evidencias e intercambio de experiencias; junto a ello, la red también implicará y captará miembros para participar en proyectos y actividades en el ámbito internacional de la prevención y el abandono del tabaquismo.

Perfil de los fumadores diarios

La Encuesta Andaluza de Salud también arroja que las personas fumadoras a diario alcanzan el 27,9% (hombres 31,4% y 24,6%) y que el mayor porcentaje se produce entre los 25-54 años. 

El descenso se produce en todos los niveles de estudios y en todos los niveles de ingresos, excepto en el de menor ingresos, que es ascendente y que tiene el mayor porcentaje de fumadores diarios. En este sentido, hay que subrayar el hecho de que fuman en un mayor porcentaje de casos las personas desempleadas e incapacitadas para trabajar, tanto entre hombres como entre mujeres, seguidas por las que trabajan. A mayor nivel de ingresos, hay menos fumadores diarios. Los exfumadores corresponden en más alto porcentaje a la clase con mayor poder adquisitivo.

 Por otra parte, el consumo medio de cigarrillos baja de 14,4 cigarrillos en 2011 a 12,6 en 2016. Además, desciende en todas las franjas de edad. Solo asciende ligeramente en los mayores de 75 años ligeramente.

 El retraso en la edad media de inicio al hábito se mantiene respecto a la de 2011 y se sitúa en 16,9 años. No obstante, el porcentaje de personas que empieza a fumar antes de los 20 años se reduce, pasando de un 27,9% en 2011 a un 24,7% en 2016.

 Hay que destacar que también se ha reducido el porcentaje de personas expuestas al humo de tabaco en el hogar (24,2% en 2016 frente a 34,3% en 2011), tanto entre hombres como entre mujeres, representando el 23,1% de ellos y el 25, 3% de ellas. 

Finalmente, en Andalucía el 75% de las personas fumadoras desea dejar de fumar

Plan Integral de Atención al Tabaquismo

El Plan Integral de Atención al Tabaquismo en Andalucía, que se pone en marcha en 2005, incluye programas específicos de deshabituación y prevención del hábito entre la población general y en colectivos de especial atención.  

 Durante el pasado año 2016, un total de 74.099 personas fumadoras recibieron ayuda para abandonar el hábito tabáquico a través de intervenciones básicas, que recibieron 51.778 personas (26.166 hombres y 25.612 mujeres), y de intervenciones avanzadas, que llegaron a 22.321 fumadores (10.205 hombres y 12.116 mujeres). 

En lo que va de año, hasta el 30 de marzo, se ha atendido a 12.175 personas fumadoras, de las cuales 9.878 personas a través de una intervención avanzada individual a (4.800 hombres y 5.078 mujeres) y a 2.297, mediante una intervención avanzada grupal (1004 hombres y 1.293 mujeres). 

 En 2007, la Consejería de Salud puso en marcha la línea telefónica gratuita ‘Quit-Line’ para dejar de fumar (900 850 300) y ya ha sido utilizada por 7.895 personas.

 En 2016, en la sanidad pública andaluza, existían 381 centros de salud con 543 referentes de tabaquismo, es decir, profesionales encargados de dinamizar el trabajo de acompañamiento de personas fumadores, de los cuales 256 eran médicos y 287 enfermeras. 

Formación y prevención

La línea de formación de profesionales es uno de los aspectos esenciales del Plan Integral de Tabaquismo. Desde 2006, se han realizado cursos de formación a 20.000 profesionales sanitarios. Durante 2017 se prevé la realización de 24 cursos de formación en intervención básica y de ocho cursos en intervención avanzada a nivel provincial.

Dentro de la línea de prevención de drogodependencias, y en concreto el tabaquismo desde edades tempranas, la Consejería de Salud mantiene, en colaboración con la Consejería de Educación, el programa ‘A no fumar ¡me apunto!’, en el que durante el pasado curso 2016/2017 participaron 684 centros educativos.

​Además, por tercer año consecutivo, la plataforma digital desde la que se apoya y asesora a padres y madres sobre la crianza infantil, ‘Una ventana abierta a la familia’ (http://www.ventanafamilias.es/), desarrolla una campaña informativa, enviando a las más de 19.300 familias inscritas en el programa mensajes recordándole la importancia de no fumar si se convive con niños. Durante la semana del 25 al 31 de mayo, se han enviado por SMS, email y a través de la App ‘Salud Responde’ consejos para evitar el tabaquismo pasivo en la infancia; recomendaciones para dejar de fumar o para promover el abandono del consumo de tabaco en los familiares cercanos así como información sobre los beneficios y ventajas de hacerlo, así como la importancia de mantener espacios libres de humo en presencia de niños y niñas y sobre recursos existentes en Andalucía para iniciar el proceso de deshabituación tabáquica. 

Inspecciones y controles

Desde 2007 hasta 2016, los técnicos de protección de la salud han realizado en Andalucía un total de 519.732 controles oficiales a establecimientos de hostelería para confirmar el cumplimiento de la Ley de Medidas Sanitarias frente al Tabaquismo.

 Durante 2016, se han realizado 77.025 controles y el 96.8% de los establecimientos cumplían la normativa. Durante el primer trimestre de 2017, a 31 de marzo, se han realizado en Andalucía un total de 19.828 controles oficiales en 16.785 establecimientos, observándose un cumplimiento de la normativa en un 97% de los establecimientos. 

Por otra parte, en 2016 las Delegaciones Territoriales Salud han recibido 1.466 denuncias, han iniciado 1.010 expedientes y se han resuelto 811 con sanción. En cuanto a la cuantía de las sanciones, ha ascendido a 360.418 euros. Durante el primer trimestre de 2017, se han recibido 578 denuncias, se han iniciado 286 expedientes y se han resuelto 69 con sanción por un importe de 29.978 euros.

Salud y el CACOF firman un documento de adhesión de la farmacia andaluza a la Red Andaluza de Servicios Sanitarios y Espacios Libres de Humo para sumar sus esfuerzos contra la epidemia del tabaquismo 

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*


LinkedIn Auto Publish Powered By : XYZScripts.com