UPA-Andalucía reclama a la Consejería de Agricultura más esfuerzo y celeridad en la gestión de las ayudas del PDR

Las medidas y ayuda no llegan a los agricultores y ganaderos andaluces

Las ayudas al asesoramiento a explotaciones agrarias ni siquiera se han convocado, estando en desventaja los agricultores andaluces

En el año 2015 comenzó el nuevo periodo de programación del PDR y fue Andalucía la única comunidad autónoma que vio reducido su presupuesto, a pesar de que a nivel nacional el mismo aumentaba.

Ante esta situación financiera, la Consejería de Agricultura debe hacer un esfuerzo importante para que los escasos recursos del PDR se gestionen de manera ágil y coherente. Sin embargo esta gestión deja mucho que desear. La tónica general es el retraso generalizado a la hora de convocar las ayudas y la improvisación a la hora de la resolución de las mismas. Para colmo el retraso en el pago es norma habitual. De esta manera los agricultores están en una situación de inseguridad y de falta de previsión que ponen en riesgo las inversiones y previsiones realizadas.

De entre las medidas emblemáticas del PDR destacaremos:

Ayudas a la producción ecológica: Tras casi dos años desde la solicitud en 2015, la resolución dejó fuera de las mismas las zonas tradicionales de la producción ecológica como Granada, Almería y Córdoba. La Consejería tuvo que aumentar el presupuesto para esta medida para intentar “arreglar” este desaguisado sin conseguirlo. Incluso el Parlamento aprobó una moción de agricultura promovida por Ciudadanos en la que instaba a la consejería a aumentar el presupuesto y solucionar las múltiples incidencias en ganadería que no han sido atendidas.

Ayudas a la creación de empresas de jóvenes agricultores: La convocatoria 2015 tuvo una gran acogida, superando las expectativas iniciales. La consejería con buen criterio, aumentó el presupuesto inicial, hecho que UPA felicitó. Sin embargo, a la hora de realizar el primero pago, la propia consejería los paralizó cuando solo se habían pagado algunos expedientes. Esta situación está provocando situaciones dramáticas, jóvenes agricultores que se acaban de incorporar creando una empresa, que han realizado inversiones y con préstamos que ven como las ayudas no llegan, poniendo en riesgo la viabilidad de su explotación y la de sus familias. Por otra parte, para la campaña 2016 la Consejería anunció a bombo y platillo el aumento de presupuesto para cubrir la mayoría de las solicitudes, sin embargo ni está resuelta ni se sabe que presupuesto final tendrá.

Ayudas a inversiones en explotaciones agrícolas: Otra de las medidas importantes para la modernización y la creación de empleo en el  sector agrario. La propia Consejera anunció un aumento importante de presupuesto debido a la demanda e importancia de la medida. La resolución provisional de la convocatoria 2016, la primera, se publicó a finales de mayo, con tantos errores en los controles que tuvieron que revocarla, creando un gran desconcierto en los solicitantes y un aluvión de trabajo y críticas incluso dentro de la propia estructura de la Consejería. Esta convocatoria sigue sin resolverse, por lo que los agricultores siguen sin poder hacer las inversiones. Ya se dan casos de agricultores que no podrán realizar estas inversiones por tanta burocracia y retrasos.

Otras medidas del PDR como las ayudas al asesoramiento a explotaciones agrarias ni siquiera se han convocado, estando en desventaja los agricultores andaluces con respecto a otras comunidades autónomas que si las han convocado. Desde UPA Andalucía creemos que la Consejería debe poner más empeño en gestionar de forma eficiente los recursos de los agricultores y ganaderos, algo que no ocurre actualmente con los fondos del PDR, tan importantes para el sector.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*


LinkedIn Auto Publish Powered By : XYZScripts.com