Detrás de Juanma López está el fondo de inversión Doyen Sports pero ha firmado su sociedad en España

Juanma López, como representante de Morata, entrando en las oficinas del Real Madrid.

Desde que el alcalde comunicara en la mañana de este viernes que un grupo inversor, representado por el ex jugador del Atlético de Madid,  Juanma López, era quien estaba abonando en nombre del Recreativo de Huelva a la AFE y a otras entidades el dinero adeudado, la pregunta que todo nos hacemos es quién está detrás del hoy agente FIFA y también cuál es el contenido del acuerdo de gestión, quién asume las posibles pérdidas, o cómo se reparte el beneficio y en la cuenta de qué sociedad, por ejemplo, se ingresaría el dinero de los abonos.

La revistas que dedicó un amplio reportaje a este entramado de fondos de inversión que se encuentran en el mundo de fútbol, sobre todo comprando derechos de jugadores o llevando la representación de los mismos y de nuevos entrenadores que despunten ha sido la Vanityfair. El problema es que una información que data del año 2013. Y el fondo cabecera, Doyen Sports, con sede en Londres, tiene una pagina web que no actualiza información desde octubre del  2016. Tampoco la supuesta sociedad que opera en España como  Assets 4 Sports tiene activa su web en estos momentos, con lo cual es muy difícil de recomponer el rompezabezas de sociedades y las uniones de unas con otras. Pero para adelantar el dinero que se ha hecho en nombre del Recreativo hay que, por supuesto, tener dinero en efectivo y solvencia financiera.

En España, el fondo con más peso -según e reportaje de la revista en el 2013- es el Doyen Sports Investments, una rama de la firma internacional de capital privado Doyen Group. Los fondos de inversión cuentan con el asesoramiento de personas que se dedican a la representación de jugadores, agentes FIFA, que son los encargados de captar a la futura estrella. Jorge Mendes, el representante de Cristiano Ronaldo y de varios de los mejores futbolistas del mundo, es asesor del fondo Quality Sports Investment. Para las operaciones que se ejecuten en España, Doyen, ha depositado su confianza en Juanma López, el exdefensa internacional del Atlético de Madrid que desde hace años administra junto con su amigo Mariano Aguilar, también exrojiblanco, la empresa Assets 4 Sports, aunque hay muchos más agentes que colaboran con ellos en todo el mundo.

Juanma López se crió como futbolista en las categorías inferiores del Club Atlético de Madrid y subió al primer equipo del club rojiblanco en 1990. Allí jugó 11 temporadas donde formó parte del equipo del doblete y ganó una liga y 3 copas del rey. A pesar de jugar habitualmente de central, debido a su larga zancada también jugó en alguna ocasión como lateral o como centrocampista por la banda derecha. Fue famoso por su contundencia y se le criticaba por su juego duro, aunque el jugador siempre contestaba a las críticas recordando que él nunca lesionó a nadie y que sin embargo a él si le fracturaron el pómulo. En 2001 se retira del fútbol profesional debido a sus constantes problemas en la rodilla derecha, ocasionados por una grave lesión sufrida el 15 de Noviembre de 1997 en el Estadio de Anoeta, al evitar pisar al futbolista Javi De Pedro de la Real Sociedad de Fútbol. Actualmente trabaja como representante de jugadores.

¿Cómo funcionan los fondos de inversión en el fútbol?

Funcionan prestando dinero a los equipos y quedándose con los derechos económicos de jugadores de gran proyección. Cuando éstos son traspasados cobran plusvalías millonarias. Este negocio se ha importado de Sudamérica donde hace un par de décadas aparecieron estos nuevos inversores en equipos de Brasil y Argentina. Por ejemplo, Neymar,  pertenece en un 40% al fondo DIS, uno de los más importantes del país carioca.

Doyen empezó patrocinando las camisetas de algunos equipos de la Primera División (Sporting de Gijón y Getafe) y ahora maneja una importante cartera de fubolistas donde destacó el colombiano Falcao, que jugó en el Atlético de Madrid, del que son propietarios en un 33%. Operaciones como las de Falcao son las que interesan en este negocio. Sacan tajada todos: los jugadores, al agente, al equipo que vende y los fondos. Por ejemplo, si el Atlético de Madrid no tiene dinero, acude a Doyen que le financia la compra del colombiano a cambio de quedarse con el 33% de sus derechos económicos. Se le pone una cláusula de rescisión elevada, juega tres temporadas, se revaloriza y cuando se traspasa, el club que no podía ficharlo hasta consigue un buen beneficio. Esto no sería posible sin la existencia de un socio inversor.

“Nuestro negocio está en la financiación y en las plusvalías”, decía claramente Juanma  López a Vanityfair,  quien  consideraba en el 2013 que su fondo, cuyas oficinas principales están en Londres aunque registrado en Malta por los beneficios fiscales, como el número uno a nivel mundial, por encima del que asesora Jorge Mendes.

Doyen Group ha apostado muy fuerte por el deporte y se lo puede permitir por el enorme músculo financiero que respalda a esta sociedad de capital privado que es dueña entre otras cosas de la cadena de hoteles de gran lujo Rixos. El crecimiento es imparable. En el 2013 anunciaron la creación de Doyen Global, una división creada para llevar los derechos de imagen de deportistas y donde se han incorporado dos ejecutivos top del deporte mundial: el inglés Simon Oliveira, que tiene entre sus clientes a David Beckham, el piloto Lewis Hamilton y el tenista Andy Murray; y el agente Matthew Kay, que cuenta con Cristiano Ronaldo y el entrenador del Real Madrid, José Mourinho. Un abanico de estrellas que generan mucho dinero en publicidad y que a partir de ahora engordarán la cartera del fondo. En España Doyen Sports ha patrocinado el campus del jugador del FC Barcelona, Xavi Hernández y al piloto de Moto GP Jorge Lorenzo.

El auge de Doyen y de otros fondos de inversión no gusta nada al máximo organismo que rige el fútbol europeo, la UEFA, que quiere prohibirlos como ya se ha hecho en la Premier League del Reino Unido. Su secretario general entiende que estos fondos no son éticos porque deciden sobre el futuro del futbolista. Además solo buscan que el profesional sea traspasado varias veces, para ganar más dinero en las operaciones, generando un beneficio que se sale del ámbito del deporte. Llega hasta el extremo de considerar que se pueden adulterar campeonatos porque si un mismo fondo tiene los derechos de jugadores de varios equipos puede crear un conflicto de intereses. Para Juanma  López, esto no tiene fundamento, “nuestras operaciones  no pueden afectar la ética de las competiciones y mucho menos adulterar” y pone como ejemplo el caso de la empresa exportadora de Gas, Gazprom, que patrocina a varios equipos y a la Champions League; y también el de cualquier casa de apuestas que invierte su dinero en varios equipos de fútbol.

Los abogados que asesoran a Doyen Sports también tienen otra visión de este asunto. Julio Senn, ex Director General del Real Madrid y Javier Ferrero llevan desde hace años un despacho especializado en el asesoramiento a deportistas. Senn no cree que influyan en el futuro de los jugadores, “esto no es como la NBA donde los deportistas son pura mercancía”. Para él, es una fórmula idónea para los clubs, excepto para Real Madrid y Barcelona que no necesitan de terceros para fichar. Según ellos, lo que hacen sus clientes es únicamente participar en operaciones de financiación. Luego recuperan los ingresos en derechos televisivos, contratos de patrocinio y en las expectativas de beneficio de los buenos jugadores.

“Es una actividad empresarial que tiene menos encanto de lo que la gente piensa y donde se puede perder mucho dinero si no se invierte en jugadores que tengan un buen recorrido”, explica Javier Ferrero que es el primero en que pide que haya total transparencia en los fondos y que no puedan participar en ellos gente que tiene intereses en el fútbol como pudiera ser el hipotético caso del ruso Román Abramovich, dueño del Chelsea.

Juanma López es partidario de esta filosofía para que la gente no piense que los fondos son unos intrusos que quieren adueñarse del fútbol. “Legalidad total, transparencia y seguimiento de las normas internacionales” pide el intermediario que nos emplaza a ponernos en contacto con el cuartel general en Londres para conocer más detalles sobre Doyen Sports, cuyo director en el 2013 Nelio Lucas, gran conocedor de este negocio que procede de otro fondo de inversión internacional.  Se presentan como un fondo privado que cree en el fútbol y en el deporte y ofrecen un servicio de financiacion a equipos en crisis, “nos hemos convertido en los alíados perfectos de los clubes para que fichen a cambio de los derechos económicos de los jugadores”.

“También creamos imagen en el fútbol y en cualquier deporte y asesoramos tanto deportiva como financieramente a deportistas, entidades e incluso Ligas”. Para ello, cuentan con una red desplegada en el mundo compuesta por exjugadores de reconocido prestigio y por los mejores asesores financieros

Haciendo balance, Doyen Sports estima que sigue progresando pero todavía “no nos hemos acercado al objetivo que buscamos”, aunque consideran estar preparados para liderar el mercado del fútbol a pesar de lo competitivo que es.

Sobre el secretismo de sus operaciones afirman que “la discreción es una de las máximas del grupo, pero esto no significa que nos escondamos porque todo nuestro trabajo se ajusta a lo que marcan las normas”.

En relación al interés de la UEFA y la FIFA de prohibirlos quieren dejar claro que ellos no son dueños de los jugadores, “no tenemos los derechos deportivos de los futbolistas” y recuerdan que tienen el apoyo de la Liga Española de Fútbol Profesional, cuyo nuevo presidente Javier Tebas, ha dicho que no se puede dar la espalda a los fondos y que hay que estar agradecidos a su presencia.

 

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*


LinkedIn Auto Publish Powered By : XYZScripts.com