FACUA considera que el canon digital sólo beneficia a entidades de gestión y perjudica a los consumidores

El Gobierno aprueba el Real Decreto Ley

FACUA dice que el canon digital beneficia a las entidades de gestión, como la SGAE

FACUA-Consumidores en Acción considera que el nuevo canon digital aprobado por el Gobierno beneficia a las entidades de gestión, como la SGAE, que vuelve a estar en entredicho por el llamado fraude de la rueda, y perjudica a las pequeñas empresas y los consumidores. La asociación entiende que el nuevo modelo de canon digital incurre en los mismos vicios de fondo del que estuvo vigente entre 2006 y 2010.

El Gobierno ha aprobado el Real Decreto Ley que regula el nuevo “sistema de compensación por copia privada” que establece un modelo basado en el pago de un importe por parte de fabricantes y distribuidores de dispositivos digitales y que sustituirá al actual, con cargo a los Presupuestos Generales del Estado (PGE), recientemente anulado por el Tribunal Supremo.

El portavoz del Gobierno y ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo, ha defendido el nuevo modelo, que previsiblemente será convalidado con el próximo pleno del Congreso de los Diputados, “basado en el pago de un importe a satisfacer por los fabricantes y distribuidores de equipos y soportes de reproducción, acompañado de un mecanismo efectivo de exceptuaciones y reembolsos”.

Ese importe, obviamente, será repercutido en el precio de venta que pagará el consumidor que adquiera desde una tarjeta de memoria a un teléfono móvil, una tablet o una impresora, aunque vaya a hacer un uso exclusivamente personal y privado de los dispositivos. FACUA no comparte que se pueda cobrar por adelantado un canon presuponiendo que el usuario va a realizar una determinada actividad que podría perjudicar a los titulares de ciertos derechos.

El nuevo modelo exceptúa del pago de este canon a las personas físicas y jurídicas que justifiquen el destino profesional de los equipos y soportes adquiridos, así como a las entidades integrantes del sector público. FACUA, en este sentido, considera insuficiente esta excepción, ya que da por hecho, implícitamente, que el uso no profesional de los dispositivos implica en todo caso la realización de copias de obras protegidas.

Además, FACUA considera que el canon digital supone un gravamen generalizado para una actividad, la realización de copias privadas, cuya incidencia es cada vez menor, tras la irrupción y el desarrollo de plataformas como Spotify o Netflix, que distribuyen de manera legal contenidos audiovisuales previo pago de una suscripción.

El decreto aprobado por el Gobierno establece que a los smartphones se le aplicará un canon de 1,1 euro por dispositivo, 0,24 euros a las memorias USB, entre 5,45 y 6,45 euros será el canon para los discos duros, según sean internos o externos. Por las grabadoras de CD y DVD se pagará u extra de entre 0,33 euros y 1,86 euros, con independencia de que por cada disco CD o DVD ya se habrá pagado un canon de entre 8 y 28 céntimos de euro; el canon de las tablets será de 3,15 euros y para las impresoras de entre 4,5 y 5,25 euros.

El Ministerio ha explicado que en octubre de 2010, la sentencia por el caso Padawan invalidaba el sistema de compensación o canon digital implantado en 2006, motivo por el que el Gobierno aprobó en diciembre de 2011 un Real Decreto Ley que regulaba la compensación equitativa por copia privada con cargo a los PGE. Pero en junio de 2016, el alto tribunal europeo declaró ilegal este sistema y el Tribunal Supremo terminó anulándolo.

La asociación critica que se cobre por adelantado un canon presuponiendo que el usuario va a realizar una determinada actividad que podría perjudicar a los titulares de ciertos derechos

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*


LinkedIn Auto Publish Powered By : XYZScripts.com