Ciudadanos, el único que gana votos con la crisis catalana, el PP se mantiene primero y cae Podemos

El PSOE baja en 7 décimas el 24,9% que tuvo tras la elección de Sánchez como secretario general

Ciudadanos es el único partido que sube en votos y Albert Rivera el segundo político mejor valorado

La crisis catalana pasa factura a todos los partidos de ámbito estatal salvo a Ciudadanos. El barómetro de opinión del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) del pasado mes de octubre, hecho en los días posteriores al referéndum independentista de Cataluña, mantiene al PP como primer partido con una estimación de voto del 28% y 3,8 puntos por encima del PSOE, que se queda en un 24,2%, mientras que Ciudadanos sube tres puntos y Unidos Podemos cae dos puntos.

Así, los dos partidos mayoritarios bajan unas décimas, pero la mayor variación se produce en Unidos Podemos y sus confluencias, que juntos suman un 18,5% y que pierden casi dos puntos respecto a la encuesta hecha tres meses antes, y en Ciudadanos, que experimenta una subida de tres puntos y con un 17,5% se anota su mejor registro desde las generales de 2015.

La encuesta se basa en 2.487 entrevistas personales realizadas entre el 2 y el 11 de octubre, lo que incluye el referéndum independentista del día 1, las primeras fugas de empresas y la declaración de independencia que hizo el ya expresident Carles Puigdemont y que suspendió en el mismo discurso del día 10. Eso sí, quedan fuera de la encuesta la aplicación del artículo 155 de la Constitución, la convocatoria de las elecciones catalanas, la destitución del Govern y el encarcelamiento de Oriol Junqueras y varios exconsejeros.

El CIS otorga al PP una estimación de voto del 28%, que es su peor registro en estas encuestas desde abril de 2016 y que supone ocho décimas menos que en julio y cinco puntos por debajo de su resultado de las últimas generales.

El PSOE, por su parte, logra en octubre un 24,2%, cortando el ascenso que experimentó en la anterior encuesta (24,9% el pasado julio), tras la reelección de Pedro Sánchez como secretario general. Aún así, sigue por encima del 22,6% que marcó en las generales de 2016 e incluso supera al PP en voto más simpatía (sumando los votantes que ya lo tienen claro más las preferencias de los que se manifiestan en duda) con un 19,7% frente a un 18,5%.

Unidos Podemos y sus confluencias son los que más apoyo se dejan en esta crisis. Respecto a la encuesta de julio, En Comú pierde dos décimas y la alianza valenciana con Compromís pierde una, pero es la marca Unidos Podemos (la suma de Podemos, IU, Equo y otros) quien sufre el mayor retroceso, cayendo del 12,8 a 11,2% en sólo tres meses.

En octubre, todos los partidos de Unidos Podemos sumaban, según el CIS, una estimación de voto del 18,5%, lo que les mantenía en la tercera plaza pese a cosechar su cota más baja desde que concurrieron juntos en las generales de 2016 y casi dos puntos (1,8) por debajo del barómetro de julio.

Por contra, Ciudadanos se dispara tres puntos y marca un 17,5% en la encuesta de octubre, su mejor dato desde que entró en el Congreso en las generales de diciembre de 2015 y 4,5 puntos por encima de su resultado de las elecciones de 2016. Es más, el partido naranja supera por tres décimas a Unidos Podemos (11,3% frente al 11% de los morados) en voto directo (entre los que ya tienen decidida su papeleta si las elecciones fueran mañana mismo).

Los partidos independentistas no suben

En cuanto a los partidos independentistas catalanes, ninguno sube tras el referéndum: ERC retrocede dos décimas respecto a julio y se queda en el 2,7% y el PDeCAT baja una y marca un 1,6%. En Euskadi, el PNV sube tres décimas y cosecha un 1,3% mientras que Bildu pierde una décima y registra un 0,7%.

El líder político nacional mejor valorado es Alberto Garzón, coordinador federal de IU, con una nota de 3,85 puntos, seguido del presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, con 3,75, y del socialista Pedro Sánchez, con 3,61 puntos.

El presidente Mariano Rajoy recibe una calificación de 3,02 puntos, por encima del secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, que sólo cosecha una nota de 2,67 y que es el segundo dirigente político peor valorado, sólo superado por el independentista Joan Tardà.

En el conjunto de la encuesta, el político con mejor nota es la diputada de Coalición Canaria, Ana Oramas, con una nota de 4,36 puntos, que destrona al portavoz de Compromís, Joan Baldoví, que se tiene que conformar con un 4,24.

Entre los miembros del Gobierno tampoco hay grandes notas. La mejor puntuada vuelve a ser la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, con 3,69 puntos, seguida de Isabel García Tejerina (Agricultura), con 3,14; el portavoz, Íñigo Méndez de Vigo, con 3,12, y el titular de Economía, Luis De Guindos, con 3,11. Cierran la lista los ministros de Energía, Alvaro Nadal y de Hacienda, Cristóbal Montoro, con 2,42 y 2,5 puntos, respectivamente.

En su conjunto, la gestión del Gobierno sólo es elogiada por un 12,2% de los encuestados frente a un 54,6% que la califica de mala o muy mala. La labor del PSOE en la oposición tampoco recibe buenas críticas pues un 54,2% la descalifica y sólo un 6,5% la considera buena o muy buena.

Personalmente, el presidente Mariano Rajoy mejora sus datos de anteriores comicios y ahora uno de cada cinco encuestados (19,7%) muestra confianza en su gestión frente a un 78,6% que desconfía. Peor queda Pedro Sánchez, en quien sólo confía un 14,2% mientras que un 83% dicen tener poca o ninguna confianza en su liderazgo.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*


LinkedIn Auto Publish Powered By : XYZScripts.com