Los precios industriales moderan su crecimiento en diciembre al 1,8% y la tasa mensual es del 0,2%

Andalucía es la segunda comunidad donde más baja el IPRI, 2,6 puntos

La moderación de la tasa interanual de los precios industriales se ha debido al descenso de la energía

La tasa anual del Índice de Precios Industriales (IPRI) general en el mes de diciembre es del 1,8%, casi un punto y medio por debajo de la registrada en noviembre, según ha informado este miércoles el Instituto Nacional de Estadística (INE).

La tasa de variación anual del índice general sin Energía desciende una décima, hasta el 1,9%, con lo que se sitúa una décima por encima de la del IPRI general. No era superior a la del IPRI general desde noviembre de 2016.

En diciembre la tasa de variación mensual del IPRI general es del 0,2%.

Por destino económico de los bienes, entre los sectores industriales con influencia negativa en este descenso está Energía, con una tasa del 1,2%, más de cinco puntos por debajo de la registrada en noviembre. Este comportamiento es debido a que los precios del refino de petróleo suben este mes menos de lo que lo hicieron en diciembre de 2016. También influye el descenso de los precios de la producción, transporte y distribución de energía eléctrica, frente a la subida registrada en 2016.

Bienes de consumo no duradero disminuye su variación anual tres décimas y la sitúa en el 1,2%, a consecuencia de la bajada de los precios de la fabricación de aceites y grasas vegetales y animales, que subieron en diciembre de 2016.

Evolución mensual

En diciembre la tasa de variación mensual del IPRI general es del 0,2%.

Por destino económico de los bienes, entre los sectores industriales con repercusión mensual positiva destaca Bienes intermedios, que presenta una variación del 0,3% debida, fundamentalmente, a la subida de los precios de la producción de metales preciosos y de otros metales no férreos. Su repercusión en el IPRI general es 0,101.

Energía, con una tasa mensual del 0,3% repercute 0,073, a consecuencia de la subida de los precios del refino de petróleo y, en menor medida, de la producción de gas; distribución por tubería de combustibles gaseosos. Cabe destacar en este sector, aunque en sentido contrario, la bajada de los precios de la producción, transporte y distribución de energía eléctrica.

Finalmente, Bienes de consumo no duradero, presenta una tasa del 0,1% y una repercusión de 0,027, causadas por las subidas de los precios de la fabricación de bebidas y el procesado y conservación de carne y elaboración de productos cárnicos.

Andalucía, una en las que más baja el IPRI

La tasa anual del IPRI disminuye en 15 comunidades autónomas y se mantiene en las dos restantes. Las mayores bajadas se observan en Canarias, Andalucía y País Vasco, cuyas tasas descienden 6,1, 2,6 y 2,3 puntos, respectivamente. Por su parte, Castilla y León y Extremadura no varían su tasa anual en diciembre.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*