Almonte instala aseos autolimpiables en Matalascañas con una inversión de casi 330.000 €

Funcionarán todo el año, no sólo en verano

La alcaldesa de Almonte vsita a los aseos autolimpiables que se están instalando en la playa de Matalascañas

El Ayuntamiento de Almonte está instalando un total de nueve módulos de aseos públicos autolimpiables en la playa de Matalascañas que estarán disponibles para el uso de los ciudadanos y ciudadanas a finales de este mismo mes de mayo y con los que, por primera vez, el núcleo costero almonteño contará con aseos durante todo el año y no solo durante el verano, de modo que “mejoramos y ampliamos los servicios e infraestructuras públicas en Matalascañas y la imagen del destino, al tiempo que damos otro paso más en nuestra lucha contra la estacionalidad turística”, tal y como ha destacado la alcaldesa de Almonte, Rocío Espinosa.

La regidora almonteña ha realizado estas declaraciones durante una visita a los trabajos de instalación de los módulos, en la que ha estado acompañada por el teniente de alcalde delegado de Turismo y Playas, José Miguel Espina, y por la delegada territorial de la Cultura, Turismo y Deporte de la Junta de Andalucía, Natalia Santos, a quien los munícipes han mostrado una actuación que se lleva a cabo con una subvención de 327.922,80 euros, concedida por la propia Consejería de Turismo y Deporte y cofinanciada por fondos FEDER al 80 por ciento.

Con esta subvención, que forma parte del programa de recuperación medioambiental y uso sostenible de las playas del litoral andaluz, se instalan cinco módulos en el Paseo Marítimo y otros cuatro en otras tantas zonas en las que nunca ha habido aseos públicos, ni siquiera en verano, concretamente, en dos apeaderos de autobuses y en el Paseo Doñana, vía verde que transcurre en paralelo al Espacio Natural que lleva su nombre.

Los aseos cuentan además con la última tecnología, lo que los hace accesibles a personas con movilidad reducida y con discapacidad visual o auditiva a través de la eliminación de barreras arquitectónicas, sensoriales y comunicativas, para lo que dispondrán de un sistema de audio y otro de señales lumínicas. Además, al ser autolimpiables, las instalaciones contribuyen también a un incremento del ahorro energético, para lo que las cabinas contarán con sistemas automáticos de limpieza y desinfección, lo que les confiere una mejor imagen y los convierte en espacios higiénicos con gran sensación de confort y bienestar.

Por último, la alcaldesa ha destacado que este proyecto era una “reivindicación histórica” del sector hostelero, hotelero y comercial y “muy esperado” por los vecinos y vecinas y los visitantes, de ahí que “estemos orgullosos de dar cumplimiento, una vez más, a grandes aspiraciones de la población que no han sido anteriormente tenidas en cuenta por el Ayuntamiento”, ha añadido.

La playa almonteña contará por primera vez durante todo el año con baños públicos, que además serán accesibles a personas con movilidad reducida y discapacidad auditiva o visual gracias a una inversión de casi 330.000 euros

 

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*