Endesa apoya la protección y preservación de murciélagos mediante su proyecto Endesabats

Creación de accesos para murcíelagos en la central hidráulica de El Pintado (Sevilla)

Endesa pone en marcha el proyecto Endesabats en Andalucía, destinado a la conservación y protección de las distintas especies de murciélagos (quirópteros) que habitan en la comunidad autónoma. Debido a sus condiciones térmicas y lumínicas, las galerías de las centrales hidráulicas suponen un hábitat idóneo para las colonias de quirópteros, precisamente el proyecto Endesabats está enfocado a garantizar que la presencia de murciélagos sea compatible con el funcionamiento habitual de las centrales, llevando a cabo las medidas oportunas en caso de que fuese necesario.

Los murciélagos resultan de gran importancia ecológica, sirven como bioindicador del estado de salud de los ecosistemas y desempeñan un papel imprescindible en el control de plagas y la regulación de población de insectos. Sin embargo, diversos estudios realizados en Europa han observado tendencias poblacionales a la baja en las últimas décadas, por lo que han sido declarados como especie protegida, de acuerdo con la UICN (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza).

Endesa, de acuerdo con sus valores de sostenibilidad y protección del medioambiente, ha decidido contribuir a la conservación de esta especie mediante su proyecto Endesabats enAndalucía, donde hasta ahora se han realizado estudios en las centrales hidroeléctricas de Guadalmena y Doña Aldonza (Jaén), Gobantes y Gaitanejo (Málaga), El pintado (Sevilla) y Pampaneira (Granada). El análisis de los resultados obtenidos tras el registro de ultrasonidos y el seguimiento de los quirópteros a través de sensores, ha sacado a la luz la presencia de 13 especies distintas de murciélagos en las galeras de las centrales hidráulicas de Endesa. En concreto, una de las especies detectadas está definida como Vulnerable en el Catálogo Español de Especies Amenazadas.

Tras el censo llevado a cabo, durante este año se van a poner en marcha medidas de mejora, como las implementadas en la central hidráulica El Pintado (Sevilla), donde se han creado accesos para la salida y entrada de murciélagos mediante la apertura de un hueco en la puerta de acceso a una de las galerías o la retirada de cierres que bloqueaban el paso de los quirópteros. Otra de las medidas previstas en esta misma central será la instalación de cajas nido que servirán a los murciélagos como casa alternativa.

Tras la aplicación de medidas de mejora, en 2019 se realizará un nuevo seguimiento de las mismas centrales ya estudiadas, para evaluar el efecto beneficioso de las medidas de mejora llevadas a cabo sobre las poblaciones de murciélagos.

El proyecto Endesabats nació en 2013 en Cataluña, donde llevó a cabo sus primeras actuaciones en colaboración con el CTFC (Centre Tecnològic Forestal de Catalunya).  Los estudios realizados en las centrales de la zona revelaron 32 especies distintas de quirópteros, todas ellas protegidas, de las cuales 12 se consideran vulnerables y una se encuentra en peligro de extinción. Una de las medidas llevadas a cabo en Cataluña fue la reubicación de una colonia de quirópteros en la central hidráulica de La Baells, que se encontraba en el techo de pladur de la sala de control, causando molestias en el funcionamiento habitual de la central.

Los sistemas de muestreo, estudio y seguimiento de las colonias de quirópteros son respetuosos con los individuos y su ecosistema, empleando para ello nuevos métodos y tecnología punta, como el seguimiento automático mediante fotografía en time-lapse. La realización de estos estudios está sirviendo también para el testeo y validación de metodologías innovadoras, de manera que las instalaciones de Endesa servirán, no como hábitat beneficioso para los quirópteros sino también como campo de investigación científica, sin que ello afecte al funcionamiento normal de las centrales.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*