80 onubenses en riesgo de exclusión se beneficiarán del proyecto ‘Cocina Familiar Comunitaria’

Iniciativa pionera en Huelva fruto de la colaboración entre Ayuntamiento y Fundación Don Bosco

La concejala de Políticas Sociales, Alicia Narciso, y la la directora territorial de la Fundación Don Bosco, Teresa Borrero

Un total de 80 onubenses -45 mujeres y 35 hombres-, se beneficiarán hasta el próximo mes de marzo del proyecto ‘Cocina Familiar Comunitaria’, una iniciativa pionera en Huelva en la que el Ayuntamiento y la Fundación Don Bosco aunarán esfuerzos para el desarrollo de itinerarios integrales de inserción entre familias de la capital que se encuentran en situación de vulnerabilidad y riesgo de exclusión.

Según ha avanzado la concejala de Políticas Sociales e Igualdad, Alicia Narciso, “se trata de un proyecto de intervención comunitaria destinado a garantizar la dignidad de las personas que peor lo están pasando, ya que los participantes son onubenses que actualmente están siendo beneficiarios de entidades como el economato Resurgir y Banco de Alimentos  y que, gracias a estos talleres de cocina, van a poder aprender a rentabilizar al máximo los recursos que reciben, trabajando con ellos de forma transversal otros aspectos que conduzcan a su inserción sociolaboral”.

Esta iniciativa se desarrollará por las mañanas en la Asociación de Vecinos de Los Rosales y, como ha destacado Narciso, “os platos que se cocinen cada día se distribuirán entre las familias participantes, por lo que, además de aprender a realizar recetas saludables y sencillas, “tendrán asegurada comida caliente en casa, como pueden ser pucheros o cocidos”.

La directora territorial de la Fundación Don Bosco, Teresa Borrero, ha indicado que “hemos estado haciendo una labor previa para saber qué familias perciben alimentos a través de entidades de Huelva y poder así trabajar con las mismas de forma integral, dotándalas a través de este proyecto de herramientas para que esos alimentos tengan un fin apropiado, como es la alimentación sana”.

Por otro lado, mediante esta iniciativa se abordarán, a través de talleres y dinámicas que estarán dirigidas por una educadora social, aquellos aspectos que favorezcan la convivencia e integración sociolaboral de las personas beneficiarias, con el objetivo de mejorar sus competencias personales, autoestima y motivación.

Este proyecto está subvencionado por la Consejería de Igualdad y Bienestar Social de la Junta de Andalucía, y cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de Huelva a través de sus Servicios Sociales Comunitarios, que han sido quienes han derivado a la Fundación Don Bosco las familias que presentan mayor vulnerabilidad en estos momentos.

Por todo ello, mediante esta acción se pretende que, además de aprender a cocinar y optimizar los recursos que reciben los participantes, puedan romperse los esquemas de pobreza en que viven y lograr cambiar el perfil psicosocial de los alumnos.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*