Opinión



El COAF condena el acoso en comunidades de vecinos a quienes están en primera línea contra el Covid-19

Una de las amenazas en una comunidad de propietarios

El presidente del Colegio Oficial de Administradores de Fincas (COAF) de Huelva, Alejandro Chamorro, y en nombre de dicha institución, condena duramente los últimos episodios de discriminación y acoso que se han vivido en distintos puntos de la geografía andaluza y española mediante los cuales “se presiona a los inquilinos del sector sanitario o de los supermercados que están en primera línea de combate contra el coronavirus, para que no regresen a sus viviendas y así ‘proteger mejor’ la salud del resto de vecinos”.

“Es especialmente triste que esto se produzca en un espacio de convivencia, sobre el que los administradores de fincas tenemos responsabilidad de gestión pero también moral, y por eso hacemos pública esta condena y llamamos a la solidaridad”, aclara el presidente del COAF, demandando que “ahora más que nunca, y así lo vemos con la hermandad que se vive entre los ciudadanos, las comunidades de propietarios sean espacios de solidaridad”.

Chamorro destaca que “afortunadamente no tenemos constancia de ningún suceso de dicho tipo en la provincia de Huelva, pues además se estaría cometiendo un ilícito penal”, pero, ante la posibilidad de que se pudieran estar produciendo en algún grado y no se hubieran detectado todavía, desde el Colegio subrayan la importancia de “asumir las recomendaciones que el COAF ha realizado junto a los ayuntamientos de Huelva, Isla Cristina, Lepe, Ayamonte, etc. Donde se detallan las actuaciones que se tienen que tomar en caso de detectarse un residente con la enfermedad provocada por el coronavirus”.

Hay que tener en cuenta –resalta Chamorro- que esos profesionales “son los primeros que no se quieren contagiar, ni por ellos mismos ni para contagiar a sus familiares, siendo su aportación vital para que el resto de ciudadanos podamos curarnos al caer enfermos, alimentarnos, etc. Tampoco desean, por tanto, que se propague el virus en su comunidad, para que funcione sin problemas”, detalló en referencia sucesos lamentables como “pegada de carteles amenazantes, intimidatorios o tan siquiera como una simple petición vecinal, que consideramos altamente ofensivos”.

De esta forma, el Colegio de Administradores de Fincas insta a los vecinos a suprimir estas actitudes en caso de verse tentados a reproducirlas, “pues son fáciles de imitar por determinados comuneros que no sepan entender la responsabilidad que están asumiendo estos profesionales para que toda la población pueda superar esta crisis”. En este sentido, el COAF de Huelva, en colaboración con los pueblos más poblados de la provincia, como el de Huelva capital, ha difundido las recomendaciones por sitios webs oficiales, redes sociales, cartelería, etc. En las mismas no se había visto necesario apelar a la solidaridad de los vecinos pero “lamentablemente, estamos comprobando que puede ser también necesario el recordar este aspecto”.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*