Asaja-Huelva denuncia episodios de violencia cometidos por recolectores de gurumelos

La gravedad de los hechos padecidos por los propietarios de las fincas rústicas lleva a la organización agraria a adoptar medidas contra los robos de gurumelos y las agresiones

Los aprovechamientos micológicos, especialmente el del gurumelo en la provincia de Huelva, suponen una importante actividad económica que se suma a otros aprovechamientos agroforestales. El problema sobreviene cuando personas ajenas a las fincas en las que crecen estas especies acceden a ellas sin permiso para recolectar estas setas y hongos, invadiendo en primer lugar una propiedad privada y causando, en muchas ocasiones, graves daños a cerramientos y otras infraestructuras, cultivos e incluso la muerte de ganado -resultado de accidentes de tráfico en los que también se producen heridos-, que escapa de las fincas por los accesos que estos delincuentes han causado en las alambradas.

Esta situación ha derivado en ocasiones en el enfrentamiento de los propietarios de las fincas con quienes acceden ilegalmente en sus propiedades, lo que, en los últimos días, ha tenido como consecuencia amenazas de muerte, intentos de atropello y agresiones cometidos por parte de los “recolectores” hacia los propietarios.

Así las cosas, Asaja-Huelva ha remitido un escrito a la Delegación del Gobierno de la Junta de Andalucía en Huelva y a la Comandancia de la Guardia Civil con el objetivo de informar de la situación a sus responsables y celebrar lo antes posible una reunión con estas dos instituciones y con la Delegación Territorial de Agricultura, que permita la puesta en marcha de un plan de actuación que frene esta delincuencia incontrolada que supone una grave amenaza económica y también para la integridad de los propietarios de las fincas.

Igualmente, Asaja-Huelva se pregunta qué hace falta para que la Junta de Andalucía apruebe de una vez por todas el borrador para la regulación de la recolección y aprovechamiento de las setas silvestres en nuestra comunidad autónoma.

Esta normativa, que incluiría la creación del Coto Micológico que Asaja ya ha defendido en más de una ocasión, está pendiente desde el año 2005 y es fundamental para garantizar la sostenibilidad, la seguridad alimentaria, el impulso a la comercialización de estos productos y el desarrollo económico de los municipios en los que se da esta actividad.

 

Solicita a la Delegación del Gobierno, la Delegación Territorial de Agricultura y la Guardia Civil una reunión para poner en marcha un plan de actuación contra este tipo de delincuencia

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*