Opinión



La Asociación de Pompas Fúnebres desmiente a CC OO: “No había acuerdo definitivo”

La Asociación de Pompas Fúnebres está englobada en la FOE

La FOE asegura que el sindicato CC OO falta a la verdad sobre el convenio del sector de las pompas fúnebres y tanatorios de la provincia de Hueva cuando habla de texto definitivo  “cuando aún este estaba en manos de una subcomisión negociadora y, por tanto, analizándose algunos aspectos pendientes por parte empresarial que finalmente deberían acordarse en una Comisión de rango superior”, señalan en la Asociación de Pompas Fúnebres.

La voluntad de avanzar en materia de negociación colectiva por parte de la Asociación Provincial de Pompas Fúnebres “queda puesto de manifiesto desde el mismo momento en que los empresarios aceptan unánimemente la propuesta sindical de  modificar la estructura y el texto íntegro del que será el quinto convenio de dicho sector”.

Sobre la marcha en la negociación del mismo, también los representantes empresariales han dado muestras siempre de su interés en alcanzar un acuerdo beneficioso en lo esencial, esto es, “el incremento retributivo o salarial del mismo que supone que los trabajadores del sector vean incrementados sus salarios durante los tres años de vigencia del texto nada menos que en un  6,25 más el IPC en sus dos últimos años”.  En esta misma línea, la asociación quiere reseñar la inclusión de nuevos derechos sociales  y garantías para los trabajadores que no estaban regulados en el anterior convenio colectivo.

A tenor de todo ello, ha causado malestar y extrañeza entre  los negociadores empresariales la actitud del sindicato CC OO “atacando frontalmente a empresas que están haciendo ímprobos esfuerzos por atender algunas demandas, no existiendo y rechazándose de pleno la mala fé que se les atribuye”.

SUBCOMISIÓN NEGOCIADORA

Los empresarios dicen que debido a la complejidad de los trabajos de redacción del nuevo convenio colectivo y al  tratarse de un nuevo texto, se acordó la creación de una subcomisión de redacción cuyos trabajos deberían ser supervisados y aprobados por la Comisión negociadora, de rango superior. “Por tanto -indican- no se pueden dar como definitiva la redacción elaborada por dicha subcomisión -tal como afirma CCOO- ya que debería, en todo caso, ser aprobada en el seno de aquella Comisión negociadora”.

Concluyen recalcando que que no existía un acuerdo definitivo en algunos de los artículos del convenio y también manifiestan que a fecha de hoy existe un acuerdo en casi la totalidad del texto del nuevo convenio a excepción del artículo que regula las garantías ‘ad personam’. Según la asociación, las diferencias empresariales respecto con las sindicales estriban en que estos últimos pretenden que  aquellos trabajadores que venían percibiendo salarios por encima de lo establecido en el convenio siga incrementando los mismos en perjuicio de los que percibirán sus salarios conforme a convenio, que no verán mejoradas sus retribuciones si no se firma el acuerdo con la importante subida que ha sido pactada.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*