La Iniciativa AIRE alcanza casi el 100% de la contratación prevista y moviliza una inversión de 7,5M en Huelva

Un trabajador reparando zapatos

El delegado territorial de Empleo, Formación, Trabajo Autónomo, Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades, Antonio Augustín, ha valorado los datos de los seis primeros meses de la puesta en marcha de la Iniciativa para la Activación, Impulso y Recuperación del Empleo (AIRE), que aprobó en verano la Consejería de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo para reactivar el empleo y beneficiar a la población desempleada andaluza con el objetivo de paliar los efectos ocasionados por la crisis sanitaria.

La iniciativa, cuyo fin es promover la creación de empleo, fomenta la inserción laboral de personas desempleadas por parte de los ayuntamientos a través de proyectos que permitan mejorar su empleabilidad con la adquisición de experiencia laboral vinculada a una ocupación. Los 79 proyectos que fueron presentados y aprobados por todos los ayuntamientos de la provincia, a excepción de la capital, suponen una inversión pública inicial de 7.552.300 euros y la generación de 803 puestos de empleo en las distintas áreas municipales, diseñados y desarrollados por los ayuntamientos, dirigidos facilitar el proceso de desescalada gradual de las medidas restrictivas de la movilidad y de la actividad económica.

En este sentido, el delegado territorial ha informado que “hasta la primera quincena de marzo, se ha ejecutado una inversión provincial que supera los siete millones de euros y los datos de contratación alcanzan los 755 registros, superando el 94% de las contrataciones laborales inicialmente previstas, fragmentadas en tramos de edad: jóvenes entre 18 y 29 años, mayores de 30 años y mayores de 45 años, parados de larga duración. Con respecto a la tipología de la contratación, todo son de jornada completa, y de entre 6 y 8 meses de duración.”

Desde mediados de septiembre, la actividad generada en la Dirección Provincial del Servicio Andaluz de Empleo en Huelva se traduce en la gestión y tramitación de 629 ofertas de empleo con 762 puestos de trabajo, notificándose hasta el momento al SAE algunas incidencias como la cobertura de 15 nuevos contratos por sustitución, lo que el número de contrataciones definitivas aumentará a final de año o la ampliación del plazo para la finalización de varios objetos de actuación por circunstancias de la crisis sanitaria.

Augustín, que se ha mostrado muy satisfecho con el transcurso y aplicación real de la Iniciativa AIRE, ha querido subrayar “el trabajo, curso y buen ritmo de tramitación de las ofertas, así como la comunicación entre el SAE y los distintos departamentos de recursos humanos de los ayuntamientos. Me parece fundamentar destacar el valor añadido que introduce la Iniciativa en el mapa provincial, en cada uno de los 79 ayuntamientos participantes y en sus respectivos servicios municipales que se han visto reforzados y fortalecidos.”

“Estos meses he teniendo la oportunidad de comprobar el alcance de algunos proyectos por los informes presentados y visitas a los municipios (hasta que las medidas restrictivas y de movilidad me lo han impedido), resultando proyectos prácticos, realistas, otros ilusionantes, que responden a la situación actual y a las necesidades de los municipios, convirtiéndose AIRE en un apreciado balón de oxígeno por parte de las entidades locales y para los propios beneficiarios de esta Iniciativa, una suma que al final revierte en cada comunidad necesitada de soluciones ágiles y eficaces”, según palabras del delegado de Empleo.

Augustín ha vuelto a poner de manifiesto “el esfuerzo presupuestario de la Junta para abordar el diseño de esta iniciativa, cuya dotación regional es de 165 millones de euros, realmente mucho menos de lo que nos hubiera gustado disponer, de los que 146 millones provienen de fondos europeos y 19 millones de financiación propia, sin olvidar que en el momento de lanzar la Iniciativa Aire el Gobierno central acababa de recortar a Andalucía en conferencia sectorial 201 millones de euros destinados inicialmente a políticas activas.”

“Todas estas circunstancias presupuestarias -dice- y la inmediatez de su puesta en marcha hacen que hablemos de una medida extraordinaria, sin precedentes, porque no se trata de un plan de empleo más, quizás a los que estábamos acostumbrados. Se trata de una medida y un recurso específico para los ciudadanos, en colaboración con las corporaciones locales, para dar una respuesta rápida y contundente ante la situación de desempleo y dificultades que ha creado la crisis sanitaria, especialmente en Huelva, castigada por la temporalidad, los ERTE, especialmente dentro del sector turístico, hotelero y hostelero, de los servicios relacionados con el ocio y el tiempo libre y de forma muy considerable, el sector del comercio.”

Perfil de la contratación

Las personas destinatarias de los contratos por parte de los ayuntamientos son demandantes de empleo no ocupadas que reúnen alguno de los siguientes requisitos: tener una edad comprendida entre los 18 y 29 años, ambos inclusive, y estar inscritas en el fichero del Sistema Nacional de Garantía Juvenil; tener entre 30 y 44 años, ambos inclusive; o tener 45 o más años y ser desempleadas de larga duración. Estas personas, una vez contratadas, reciben la tutorización de las entidades beneficiarias y contarán con acciones de orientación a través del asesoramiento especializado por parte de profesionales del Servicio Andaluz de Empleo.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*