La Asociación Onubense de Personas Laringectomizadas estrena local

La nueva sede ofrece diferentes servicios a sus más de 140 asociados, entre los que destacan los talleres de recuperación del habla

El local cedido por el Ayuntamiento está en el bloque número 3 de la calle Pintora Lola Martín

El alcalde de Huelva, Gabriel Cruz, acompañado de la concejala de Participación Ciudadana y Deportes del Ayuntamiento de Huelva, María Teresa Flores, visitó recientemente la nueva sede de la Asociación Onubense de Personas Laringectomizadas, tras el acondicionamiento del local cedido por el Ayuntamiento de Huelva en el bloque número 3 de la calle Pintora Lola Martín. Cruz felicitó a la asociación “por el excelente trabajo realizado para transformar el espacio en una sede al servicio de los afectados por esta patología, donde además de apoyo, compañía y comprensión, se fomenta la cooperación, la colaboración y el altruismo para permitirnos seguir construyendo ciudad a través de los colectivos”.

Entre las actividades que la asociación ofrece a sus más de 140 socios, el alcalde se refirió a “las relacionadas con la enseñanza y práctica para la recuperación del habla a personas que a causa de su enfermedad han perdido algo tan fundamental como la capacidad para comunicarse, con el objetivo de que puedan recobrarla lo más pronto posible tras la operación, para volver a integrarse en la sociedad en el menor plazo de tiempo posible y evitar así el aislamiento”.

Por su parte, el presidente de la entidad, Gumersindo Salas, agradeció la colaboración del Ayuntamiento de Huelva insistiendo en la necesidad de “apoyar a los aquejados por una enfermedad que implica un enorme impacto psicológico y emocional, no sólo para los pacientes, sino también para sus familiares”.

El Ayuntamiento de Huelva, cedió hace tres años un local a la Asociación Onubense de Personas Laringectomizadas, que tomó el testigo de Aslahu en 2016, entidad que también tenía como objetivo dar asistencia a este colectivo pero que desapareció en 2011, con motivo de la crisis económica.

Gracias a la colaboración de la Asociación de Vecinos Nueva Huelva, empezaron a realizar algunas actividades en una de sus salas pero, con la cesión del Ayuntamiento de Huelva, han tenido la posibilidad de contar con una sede propia tras el acondicionamiento de un local que recibieron en bruto.

Tras las obras, se han habilitado aseos, distintos despachos de administración y logopedia, un salón multiusos y una cocina para ofrecer talleres de comida saludable adaptada a la patología que padecen. Toda la sede está totalmente adaptada y accesible para personas con movilidad reducida y actualmente se encuentran amueblando las distintas estancias para recuperar la actividad en cuento sea posible, porque actualmente trabajan principalmente vía telemática, ya que debido a su patología (respiran por la garganta) tienen las vías respiratorias especialmente expuestas al virus y deben extremar las precauciones y las medidas de prevención.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*