Agosto finaliza con la factura de la luz más cara de la historia: 93,10 euros para el usuario medio

Facua critica que Ribera "se desentienda de su capacidad de intervenir tarifas para proteger a los consumidores vulnerables"

El precio de la luz continúa disparado

Agosto finaliza con la factura de la luz más cara de la historia: 93,10 euros para el usuario medio, según el análisis de Facua-Consumidores en Acción sobre la evolución de la tarifa eléctrica semirregulada (PVPC). El recibo está un 46,0% encima de los 63,77 euros de agosto del año pasado.

Facua considera “lamentable” que en su comparecencia en el Congreso de los Diputados de este lunes, la vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, “haya eludido su responsabilidad negándose a acometer reformas de calado en el sector para abaratar el recibo y reducir los desproporcionados beneficios del oligopolio energético”. El secretario general de Facua, Rubén Sánchez, cree que “el argumento de que Bruselas no permitiría determinadas medidas es un mantra en el PSOE al que ya recurría la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, cuando se negaba a bajar el IVA de la luz, algo que finalmente ha hecho fruto de la presión de la ciudadanía y el socio de Gobierno”.

Sánchez considera “inaceptable” que Ribera rechace sacar tanto la generación nuclear como la hidroeléctrica de la subasta diaria y para someterlas a precios fijados por el Ejecutivo, una medida que reivindican tanto la asociación como Unidas Podemos. “La vicepresidenta cuarta argumenta que hacerlo confrontaría con el derecho comunitario, pese a que Francia sacó en 2011 la cuarta parte de su producción nuclear de la subasta y es el Gobierno el que establece periódicamente su precio (el conocido como sistema Arenh)”, señala el secretario general de Facua.

Asimiso, la asociación exige al PSOE la “empatía social” que pide la ministra de Transición Ecológica a las eléctricas y que “resulta obvio que no va a tener un oligopolio dedicado a la maximización de beneficios inflando las tarifas y cometiendo prácticas fraudulentas con los consumidores”.

“Ribera sólo sabe poner excusas para no actuar, con el falaz argumento de que las medidas que le reclamamos serían ‘frontalmente contrarias al marco comunitario’, mientras parece haberse olvidado de su responsabilidad de proteger a los ‘consumidores vulnerables’ y la capacidad de intervenir las tarifas que le otorga la Directiva europea del sector eléctrico 2019/944”, ha señalado el secretario general de Facua. En su artículo 5, dicha norma establece que “los Estados miembros podrán aplicar intervenciones públicas en la fijación de precios para el suministro de electricidad a los clientes domésticos en situación de pobreza energética o vulnerables”. En este sentido, la Directiva no pone límites a los criterios económicos que pueden utilizar los Estados miembro para considerar a un consumidor como vulnerable.

Más de 29 euros de subida para el usuario medio

Este agosto se encarece 29,33 euros con respecto al de agosto de 2020. La subida frente al mes pasado, cuando se situó en 85,34 euros, representa nada menos que 7,76 euros (un incremento mensual del 9,1%). Si el Gobierno no hubiera bajado el IVA al 10% para las facturas emitidas desde el 26 junio hasta final de año, la factura de agosto habría alcanzado los 102,41 euros, 9,31 euros por encima del importe final.

Hasta la fecha, los cinco recibos del usuario medio más elevados a nivel histórico han sido los 93,10 euros de este agosto, los 88,66 euros del primer trimestre de 2012 (con el IVA al 18%), los 87,81 euros de enero de 2017, los 85,34 de julio de 2021 y los 83,55 euros de septiembre de 2018 (en los tres casos con el IVA al 21%).

Incremento interanual acumulado del 29,5%

En lo que va de año, el recibo del usuario medio acumula una subida interanual del 29,5%. En los ocho primeros meses de 2021 ha representado una media de 79,61 euros mensuales (siempre con los impuestos incluidos), frente a los 61,46 euros del mismo periodo de 2020. Su importe, mes a mes, ha sido de 80,48 euros en enero (subida interanual del 18,5%), 62,08 euros en febrero (bajada interanual del 3,8%), 70,90 euros en marzo (+18,0%), 81,55 euros en abril (+46,4%), 82,13 euros en mayo (45,4%), 81,27 euros en junio (34,2%), 85,34 euros en julio (36,2%) y 93,10 euros en agosto (46,0%).

Facua ha planteado un decálogo de reivindicaciones al Gobierno, entre ellas un cambio en las reglas de la subasta del mercado mayorista para que tanto la hidroeléctrica como la nuclear salgan y se sometan a un precio fijo, la creación de una empresa pública que aglutine a las centrales hidráulicas a las que finalicen las concesiones, la bajada del IVA de forma permanente, el control de las ofertas fraudulentas de las eléctricas y la aprobación de un nuevo modelo de bono social que represente al menos un 50% de descuento en la factura y del que se puedan beneficiar las familias que cobren no más de 2 salarios mínimos, que aumentarían hasta 3 en función del número y características de sus miembros.

El usuario medio

El usuario medio utilizado por Facua en sus análisis tiene una potencia contratada de 4,4 kW -la misma en horario punta y valle- y un consumo de 366 kWh mensuales. Es un perfil elaborado tras el análisis de varias decenas de miles de facturas de viviendas habitadas. En cuanto a los porcentajes de consumo en los tres tramos horarios del nuevo sistema de facturación, la asociación ha tomado como referencia el perfil de usuario medio tradicional sin discriminación horaria publicado por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), que consume el 45% de la electricidad en el horario valle, el 29% en el horario punta y el 26% en el horario llano.

De lunes a viernes, el horario punta -el más caro- se aplica de 10 a 14 horas y de 18 a 22 horas, el llano de 14 a 18 horas y de 22 a 00 horas, y el valle -el menos caro- de 00 a 8 horas. Sábados, domingos y festivos nacionales se aplica las 24 horas el horario valle.

Subida del kilovatio hora

En agosto de 2020, el precio del kWh se situó en una media de 12,18 céntimos. En agosto de este año, el precio medio ha sido de 15,66 céntimos en horario valle, 20,34 céntimos en horario llano y 31,33 céntimos en horario punta. La media aritmética entre los tres tramos ha sido de 22,44 céntimos, un 84,2% más que hace un año. La media ponderada tomando como referencia el consumo del usuario medio en cada tramo ha sido de 21,41 céntimos, un 75,8% más elevada que en agosto de 2020.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*