Opinión



La reproducción del águila pescadora, gran aliciente de la ruta virtual por Marismas del Odiel

El recorrido por el Paraje Natural a través de las nuevas tecnologías acaba frente al nido de la Isla de Enmedio

La Junta habilita una ruta virtual por Marismas del Odiel

La ruta virtual habilitada por la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible para ver desde casa gran parte del patrimonio natural e histórico de la Reserva de la Biosfera Marismas del Odiel permite la contemplación de uno de los hitos del curso en el Paraje Natural del mismo nombre: la reproducción del águila pescadora (Pandion haliaetus) en la torreta-nido de la Isla de Enmedio por primera vez desde sus instalación.

El recorrido, al que se puede acceder a través del enlace https://visitas-virtuales.s3.eu-west-1.amazonaws.com/junta-de-andalucia/visita-virtual-huelva/index.htm, acaba en el mirador que se encuentra justo enfrente de la Isla de Enmedio, que acoge una de las mayores colonias de cría de espátulas de toda Europa y en el que es posible divisar el águila pescadora, especialmente en época de reproducción. En este momento se encuentra en fase de incubación.
“La plataforma fue diseñada y levantada originariamente para mejorar la conservación de la especie, pero también para que se pueda observar por visitantes y escolares desde el mirador. Y ahora también a través de las nuevas tecnologías”, ha manifestado el delegado territorial de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible, Álvaro Burgos.

El espacio protegido de Marismas del Odiel ha servido para recuperar el águila pescadora como especie reproductora, desaparecida en los años 80 de la Península Ibérica. Por medio de este proyecto de reintroducción, año tras año se han producido avances, desde que en 1996 se hicieran los primeros seguimientos. En la actualidad se encuentran ocupados siete territorios de reproducción, dos nidos con pollos eclosionados y cuatro nidos de incubación. El 24 por ciento de la población invernante de águila pescadora en la Península Ibérica se encuentra en esta Reserva de la Biosfera y su entorno según el último censo anual.

El ‘tour’ virtual de Marismas del Odiel se orienta desde el centro de visitantes Anastasio Senra y desde el sendero Calatilla de Bacuta. Este camino, que cuenta con casi un kilómetro de longitud, permite disfrutar de uno de los ecosistemas de marismas más vivos de Andalucía. Se adentra en el corazón del Paraje Natural y su recorrido actúa como frontera entre las balsas de las Salinas del Odiel, a la derecha, y las marismas naturales sometidas a la fuerza del régimen mareal, a la izquierda.

Las balsas y la marismas mareales son dos hábitats diferenciados y complementarios que aumentan la riqueza visual, tanto de los paisajes como de las distintas especies que se pueden observar, especialmente las aves. Es habitual la presencia de limícolas como la cigüeñuela, avocetas, agujas colinegras y colipintas, o el flamenco común y zampullín cuellinegro, que se alimentan en las cercanías del sendero.

La de la Reserva de la Bioesfera es una de las ocho rutas virtuales -una por cada provincia- que ha dipsuesto la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible a través del apartado ‘Sugerencias del mes’ de la web ‘Ventana del Visitante de los Espacios Naturales’ – www.ventanadelvisitante.es -, desde donde se puede acceder a todas. En un primer momento, el fin era solventar los problemas de accesibilidad a estos parajes a través de las nuevas tecnologías. Las restricciones de movilidad por el estado alarma decretado por el Covid-19, sin embargo, ha motivado que la Junta de Andalucía potencie este servicio, compatibles con dispositivos móviles y gafas de realidad virtual y desarrollado gracias a la colaboración de La Caixa y la Agencia de Medio Ambiente y Agua de Andalucía (Amaya).

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*