La sequía obliga a programar restricciones nocturnas de agua en Santa Olalla

Giahsa, en coordinación con el Ayuntamiento, comenzará a cortar la próxima semana el suministro en horario de madrugada y de lunes a viernes

Las reservas naturales de agua en la comarca de la Sierra están prácticamente agotadas

Los rigores de la severa sequía, agravada durante los meses de verano, han obligado a que la empresa pública Giahsa, en coordinación con el consistorio local, programe a partir del próximo lunes restricciones nocturnas en el municipio serrano de Santa Olalla del Cala. De tal forma, y a pesar del esfuerzo realizado con los aportes de camiones cisterna en los últimos meses, las reservas naturales de agua en la comarca de la Sierra están prácticamente agotadas y se hace necesario para preservar el suministro durante el día proceder a estas restricciones, que se realizarán entre la una y las seis de la madrugada y de lunes a viernes.

La idea, como ha explicado el director ejecutivo de Giahsa, Manuel Domínguez, pasa por “ocasionar el menor trastorno posible a los usuarios de Santa Olalla, de ahí que en coordinación con el Ayuntamiento hayamos centrado los cortes en la horquilla horaria de la madrugada y, sobre todo, posibilitemos que el suministro se pueda mantener al completo durante los fines de semana. Para ello solicitamos la colaboración ciudadana y máxima moderación en el consumo, medidas necesarias que redundarán en el bien de todos”.

Por su parte, el alcalde de Santa Olalla, Antonio Plaza, ha querido reiterar ese llamamiento a los usuarios “para que tomen conciencia de la situación y moderen el consumo de agua en sus hogares. Mientras tanto -asegura- seguiremos trabajando en coordinación con la dirección, los técnicos de Giahsa y otras administraciones haciendo todos los esfuerzos que sean necesarios para que el suministro se pueda mantener hasta la llegada de las primeras lluvias”. Además, se han iniciado las conversaciones previas con otras administraciones, por iniciativa del primer edil, sobre la posibilidad de conexiones a los pantanos cercanos en un futuro inmediato.

Aportes extras, pero no suficientes

Domínguez ha recordado que “el aporte de agua en camiones cisterna ha supuesto un esfuerzo importante aunque, por desgracia, no suficiente. De ahí que, actuando de manera consensuada con los responsables municipales de Santa Olalla, hemos entendido que resulta imprescindible tomar esta complicada decisión que, pese a todo, es la mejor forma de salvaguardar de momento el suministro a los usuarios en los horarios de máxima demanda”. En ese sentido, Giahsa se ha visto obligada a aportar a través de camiones cisterna 180 metros cúbicos diarios para equilibrar el consumo medio de la población, que se sitúa en los 700, y reforzar de ese modo la reducción de capacidad que están sufriendo los tres pozos que suministran a Santa Olalla.

Con todo, Giahsa tiene constancia de que la Junta de Andalucía ha realizado varios sondeos de investigación en la zona de Santa Olalla, con éxito en dos casos concretos y buenas perspectivas para su futuro uso. Sin embargo, habría que realizar una obra mayor para equipar técnicamente ambos sondeos para que, en principio, se pueda hablar de un punto de partida en la resolución de los problemas de suministro.

La problemática que afecta a Santa Olalla del Cala y a otros municipios y núcleos de la Sierra es especialmente sensible en la zona y se viene produciendo de forma recurrente en los últimos años, debido entre otros factores a la atomización de las captaciones, la precariedad de muchas infraestructuras vinculadas al ciclo integral del agua y, sobre todo, a los efectos de una sequía que viene castigando con dureza las reservas naturales de agua de la comarca.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*