Hostelería: 242.000 trabajadores menos que en agosto de 2019 y cerca de 26.000 más que en julio

El número de trabajadores afiliados a la Seguridad Social con alta en hostelería se acercó en agosto a 1,6 millones de personas

El número de trabajadores afiliados a la Seguridad Social con alta en hostelería se acercó en agosto a 1,6 millones de personas, frente a los más de 1,8 millones que se alcanzaron el mismo mes del año anterior, según los datos de afiliación del Ministerio de Trabajo. En concreto supone 242.396 afiliados menos en comparación con agosto de 2019, un 13,3% inferior. En este mes se suaviza el descenso interanual por segundo mes consecutivo, aunque a un ritmo más moderado que en julio.

En las actividades de restauración el descenso interanual se ha moderado hasta un 10,6% con 1.248.125 trabajadores, que supone 148.481 trabajadores menos que un año atrás. En el alojamiento el empleo cae a doble ritmo porcentual que en las actividades de restauración, un 22,3%, aunque se suaviza la caída por segundo mes consecutivo con un retroceso cercano a los 94 mil trabajadores respecto al mismo mes de un año atrás.

Comparando con el mes anterior se sigue la tendencia de mejoría iniciada en el mes de mayo, aunque el ritmo de crecimiento se ha ralentizado hasta un 1,7% que supone un incremento de las afiliaciones cercana a los 26.000 trabajadores. En las actividades de restauración el aumento fue de un 1,4% con cerca de 17.000 trabajadores más que en julio, mientras que en las del alojamiento el aumento porcentual fue de un 2,8%, que supone un incremento cercano a 9.000 trabajadores.

Se frena el ritmo de caída interanual en los dos regímenes de actividad

Del total de trabajadores del conjunto del sector hostelero, 1,2 millones corresponden al régimen general, que suavizaron la caída en agosto por segundo mes consecutivo, hasta un 16,1% respecto al año anterior.

Los autónomos, por su parte, descendieron un 1,2% hasta 329.535 personas.

Por ramas de actividad, en las actividades de restauración desaparecieron más de 144.321 afiliados del régimen general y algo más de 4.000 autónomos. En las del alojamiento la caída en el régimen general fue cercana a los 94.000 trabajadores, mientras que el número de autónomos subió ligeramente.

En tasa mensual los trabajadores mantuvieron la evolución positiva iniciada en mayo, aunque con un crecimiento más moderado del que tuvo lugar en julio.

272.000 trabajadores se mantienen en ERTE por fuerza mayor

La salida del ERTE de los trabajadores en agosto ha sido más lenta que en meses anteriores, con 70.000 trabajadores menos, frente a los 200.000 que salieron de esta situación en julio. A 31 de agosto se mantenían en ERTE cerca de 278.000 de los trabajadores afiliados, la mayoría de ellos por fuerza mayor, que suponen el 17,3% de los afiliados.

Atendiendo a la media del mes, del total de los afiliados con alta en hostelería de agosto, un 17,3% corresponde a trabajadores con ERTE por fuerza mayor, que suma 272.185 personas. En restauración el porcentaje de afiliados con expediente de regulación de empleo supone un 13%, mientras que en el alojamiento el porcentaje es superior, un 33,6%.

Eliminando los trabajadores con expediente de regulación de empleo, el número de afiliados en el conjunto de la hostelería se situó en 1,3 millones, de los cuales algo más de 300.000 son autónomos.

Baleares mantiene el mayor descenso interanual

Igual que en julio, en agosto Baleares volvió a ser la comunidad autónoma en dónde tuvo lugar la caída porcentual respecto al año anterior más acusada, con un descenso de un 27,3% respecto a un año atrás, que supone más del doble que la media nacional. Por detrás se sitúa Cataluña (-16%) y Andalucía (-13,4%) con un descenso también por encima de la media. Todas las comunidades tuvieron descenso interanual de dos dígitos excepto Madrid (-8,8%), Cantabria (-7,3%), Asturias (-6,4%), la ciudad autónoma de Ceuta (-5%) y la ciudad autónoma de Melilla dónde tuvo lugar un incremento de un 0,4%.

Comparando con el mes de julio, el empleo aumentó en todas las regiones excepto en la Comunidad de Madrid en dónde descendió el empleo un 1,3%. En el lado contrario, los mayores incrementos porcentuales correspondieron a Cantabria (6,2%), Asturias (4%) y Baleares (3,8%).

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*