Opinión



6.772 alumnos participan en cursos sobre prevención de la transmisión del Covid-19 en residencias

Atención a un mayor en un centro residencial

Un total de 6.772 alumnos han participado en el curso ‘Prevención de la transmisión del nuevo Coronavirus SARS-CoV-2 que provoca la enfermedad Covid-19 y otros microorganismos multirresistentes en centros residenciales’, organizado por la Consejería de Salud y Familias, a través de la Dirección General de Salud Pública y Ordenación Farmacéutica.

Este programa se ha llevado a cabo a través de dos cursos online, que han obtenido una excelente aceptación por parte de los participantes, según la encuesta de satisfacción realizada tras la finalización de los mismos. Concretamente, en el primer curso de 30 horas lectivas que se impartió del 1 de junio al 13 de julio, participaron 4.851 alumnos, los cuales otorgaron un grado de satisfacción de 8,81 sobre 10. En el segundo curso de 25 horas lectivas que se celebró del 20 de octubre al 1 de diciembre, participaron 1.921 alumnos y el grado de satisfacción fue de 8,87 sobre 10.

Dicha actividad ha servido para reforzar la formación y proporcionar herramientas sencillas sobre medidas de precaución estándar y ampliadas a tiempos de Covid-19, durante la atención a residentes para evitar su transmisión y controlar así su diseminación en el ámbito sociosanitario.

Teniendo en cuenta la evolución de la pandemia, “el segundo programa incorporó dos módulos sobre epidemiología de esta enfermedad y las medidas fundamentales a tomar en los centros sociosanitarios, justificadas por la evolución que ha tenido la enfermedad en estos centros y la necesidad de dar una respuesta rápida”, según el director general de Salud Pública y Ordenación Farmaceútica, José María de Torres.

De forma más detallada, los participantes de esta actividad formativa han profundizado en la interrupción de la cadena epidemiológica describiendo los mecanismos de transmisión y las principales precauciones; y han conocido las precauciones estándar que deben ser seguidas en todas las personas en las que se realiza asistencia sanitaria, las precauciones ampliadas para la transmisión por contacto y las medidas concretas en el cuidado de la persona residente y su entorno.

Desde que comenzó la pandemia provocada por el Covid-19, la Consejería de Salud y Familias “ha impulsado múltiples acciones formativas encaminadas a potenciar las medidas precoces para romper con la cadena de transmisión en los centros residenciales, los cuales representan un entorno de gran vulnerabilidad”, explica Torres.

Sé el primero en comentar...

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*